María Estuardo

Seguro que alguna que otra vez os habéis interesado por saber qué personajes, famosos, históricos, deportistas, etc. han nacido el mismo día que vosotros, o murieron ese día, o gaitas similares ¿no? Bueno, yo sí y gracias a eso sé por ejemplo que John Lennon murió el mismo día que yo nací... una información importantísima sin la que no podría vivir claro... Bueno, la última que he descubierto es a María Estuardo, quien resulta que nació un 8 de Diciembre de 1542, exactamente 438 años antes que yo. ¡Fascinante! Bueno, quizá no tanto, pero al menos sí que me sirve como excusa para repasar su vida.

María I de Escocia, conocida como María Estuardo, nació en Escocia durante los años finales del reinado de Enrique VIII en Inglaterra. Fueron familiares, ya que María era nieta de Margarita Tudor, hermana de Enrique VIII y esposa del rey de Escocia Jacobo IV. Esta condición la situaba en la línea sucesoria de ambos reinos, con las consiguientes consecuencias. Tras la muerte de su padre, María Estuardo accede al trono de Escocia con tan sólo 3 años, y a los 15, tras su matrimonio con Francisco II, se convierte también en reina de Francia, asentándose allí. Pero una vez muerto Francisco, María pierde la corona y vuelve a Escocia para regir el país desde cerca.

Árbol genealógico Tudor-Estuardo

Entretanto Isabel I, hija de Enrique VIII, accede al trono de Inglaterra y, a diferencia de su católica hermana María Tudor, da prioridad al protestantismo. María Estuardo es sin embargo ferviente defensora del catolicismo, y muchas gentes en Inglaterra ven en ella a una líder que podría llevarles a acabar con el avance protestante e imponer la religión católica en el país inglés. Esto, unido a la falta de descendencia de Isabel, que haría que ante su posible muerte fuera María Estuardo la legítima heredera al trono inglés, hace que entre ellas surja un durísimo enfrentamiento.

Años más tarde, María se vio obligada a huir de Escocia debido a una serie de revueltas de los nobles. En su escapada opta por buscar refugio en Inglaterra bajo la protección de su prima Isabel, pero esta la encierra en la Torre de Londres por miedo a posibles complots católicos que quisieran apartarla del trono para poner en su lugar a María Estuardo. El encarcelamiento de María se alarga muchos años porque Isabel carecía de pruebas para demostrar la implicación de aquella en dichas tramas. Sin embargo finalmente, gracias a una complicada trama de espionaje, logra descubrir una serie de tratos y de relaciones entre María y Felipe II (otro importante defensor del catolicismo) para acabar con el reinado y la vida de Isabel, y por tanto con el protestantismo en Inglaterra. Como consecuencia, María Estuardo fue ejecutada por decapitación en 1587. Años más tarde, la ironía haría que, debido a la muerte de Isabel sin dejar descendencia, fuera el hijo de María Estuardo, Jacobo I (a la vez Jacobo VI de Escocia), el que finalmente heredara el trono de Inglaterra.

1 comentario: